un chico mirando el semáforo nutricional en e una tienda

Cómo funcionan los nuevos semáforos nutricionales

¿Sabes qué son los semáforos nutricionales? Te explicamos qué quiere decir cada color.

La finalidad de éstos es que podamos llevar una dieta sana y equilibrada y qué mejor manera que asesorar al consumidor desde el propio etiquetado de los alimentos.

¿Conoces los nuevos semáforos nutricionales y cómo interpretarlos?

Es muy fácil y más aún el disfrutar de una dieta saludable. Luchar contra la obesidad -ha crecido en España hasta alcanzar al 35% de población según el estudio “Identificación de la Población Española de Riesgo Cardiovascular y Renal” (Iberican)- y promover en todas las franjas de edad una alimentación correcta y equilibrada es el objetivo de los nuevos semáforos nutricionales implantados por el Gobierno desde principios de este 2019.

En realidad no es más que una etiqueta de diferentes colores que proporciona información sobre el contenido energético de un alimento. O lo que es lo mismo, dice:

  • cuántas calorías tiene
  • cuánto azúcar contiene
  • las grasas totales
  • las grasas saturadas
  • y la sal que lleva el producto.

Cómo entender los semáforos nutricionales

Al observar la etiqueta del producto veremos la cantidad que cada nutriente te aporta en una ración de dicho alimento, así como un valor expresado en porcentaje que te indica lo que representa en comparación con la cantidad recomendada para un día.

un chico haciendo la compra

 

¿Qué diferencia hay con las etiquetas actuales?

La diferencia respecto a las etiquetas que estamos acostumbrados es decir, las actuales, es que todo producto debe tener en su etiqueta el semáforo nutricional -ya aplicado con anterioridad en países como Francia y Reino Unido- está enmarcado en un cuadro de color naranja, amarillo o verde que evalúan si esas cantidades son altas, medias o bajas.

Color Naranja

Es la etiqueta más peligrosa ya que si un nutriente está en este color eso significará que el alimento contiene una cantidad más alta de azúcar de la recomendada.

Si sufrimos de obesidad o hipertensión debemos limitar muchísimo los alimentos con este etiquetado, y moderar mucho su consumo, aunque no tengamos problemas de salud. Abusar de las grasas, de la sal o del azúcar puede llevarnos a sufrir serios problemas.

Color Amarillo

Esta etiqueta informa que los nutrientes de este alimento no llegan a ser perjudiciales para la salud, pero debemos de ser cautos a la hora de consumirlos.

Si abusamos de las grasas saturadas en amarillo puede disparar nuestro colesterol y los triglicéridos en sangre, y esto supone un mayor riesgo cardiovascular.

Color Verde

Si ves que el producto que has elegido tiene una etiqueta verde es que el contenido es bajo en nutrientes, por lo que debes buscar preferentemente el verde en aquellas sustancias cuyo consumo conviene reducir al máximo, como grasas, sal, azúcar…

Pero ¡ojo! esto no quiere decir que puedas consumir estos alimentos en grandes cantidades. La razón es que algunos productos bajos en calorías sí contienen otras sustancias o condimentos que no son beneficiosos, ya que los utilizan simplemente para potenciar el sabor.

En otros países existe también el etiquetado en color rojo, que equivale a alimentos prohibidos pero no en España. En nuestro país el color naranja o ambar nos indica que se trata de alimentos para consumir de manera muy puntual.

 

Desde IVI Dono te recomendamos que siempre que puedas te prepares la comida casera con alimentos frescos y de temporada. Este tipo de comidas son más saludables y con bajas calorías que las que están precocinadas, envasadas o las fast food.

Tambien te puede interesar

Diseños sobre los beneficios de la donación de semen

Los beneficios de donar semen son muchos, entre los que se encuentran ayudar a otras parejas y la compensación económica. ¿Te animas a ayudar?

14 marzo, 2019