Por el Comité Editorial Blog IVI Dono

calidad del semen

¿Consumir alcohol y tabaco disminuye la calidad del semen?

Por el Comité Editorial Blog IVI DonoLos factores que repercuten en la calidad del semen del hombre y en el número de espermatozoides incluyen el estrés, un estilo de vida sedentario y hábitos poco saludables como fumar o beber alcohol. Según un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en la actualidad, un […]

Por el Comité Editorial Blog IVI Dono

Los factores que repercuten en la calidad del semen del hombre y en el número de espermatozoides incluyen el estrés, un estilo de vida sedentario y hábitos poco saludables como fumar o beber alcohol. Según un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en la actualidad, un 15 % de los hombres son infértiles. A continuación, explicaremos cómo afectan el tabaco y el alcohol a la calidad del semen y a la fertilidad masculina, y también veremos cómo es posible mejorar la calidad del semen con la alimentación.

Cómo afecta el tabaco a la calidad del semen

Todos sabemos que el tabaco es perjudicial para la salud y que su consumo incrementa el riesgo de sufrir enfermedades pulmonares, cardiovasculares o, incluso, cáncer. Sin embargo, algunos de sus efectos secundarios, como la estrecha relación que existe entre el tabaco y la fertilidad, todavía son desconocidos por muchos hombres.

La realidad es que el tabaco es uno de los factores externos que más afectan a la fertilidad masculina. De hecho, fumar provoca alteraciones a nivel hormonal que repercuten de forma negativa en la calidad del semen, así como en la motilidad, la forma y la función de los espermatozoides. Esto conlleva un gran riesgo de sufrir disfunción eréctil, es decir, impotencia sexual masculina.

Según los valores establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS), para lograr el embarazo es fundamental que el varón cuente con, al menos, 15 millones de espermatozoides por mililitro o 39 millones en el eyaculado. Por tanto, una baja calidad del semen repercutirá negativamente no solo a la hora de conseguir el embarazo de forma natural, sino también mediante los tratamientos de reproducción asistida. Esto se debe a que el tabaco puede generar problemas en la fragmentación del ADN o material genético de los espermatozoides, lo que reduce la capacidad para fertilizar los óvulos y la calidad embrionaria, en caso de conseguir el embarazo.

Además, las parejas fumadoras tienen más riesgos de sufrir abortos espontáneos y de tener hijos con problemas físicos, psíquicos o de comportamiento. En el caso de que uno de los dos miembros de la pareja fume, la otra persona también estará expuesta a los efectos negativos del tabaco. De hecho, según la Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés), el llamado “tabaquismo pasivo” es prácticamente igual de perjudicial para los fumadores activos como para los que se encuentran a su alrededor, por lo que también repercute en la fertilidad.

Cómo afecta el alcohol a la calidad del semen

El consumir bebidas alcohólicas es una realidad que, en mayor o menor medida, forma parte de nuestra vida cotidiana. Pero, ¿Qué consecuencias tiene realmente el alcohol en la calidad del semen?

El alcohol disminuye la producción de testosterona y espermatozoides maduros. Además, existen casos más severos en los que puede provocar disminución de la libido o deseo sexual, impotencia, (disfunción eréctil y dificultad para eyacular) e, incluso, atrofia testicular (enfermedad que produce una reducción del tamaño de los testículos). Por esta razón, el consumo de alcohol dificulta la posibilidad de lograr el embarazo e incrementa el riesgo de tener hijos con defectos congénitos.

De hecho, un estudio llevado a cabo por la Universidad Southern, Dinamarca, y elaborado a partir de 1221 varones de entre 18 y 28 años certificaba que, tanto la calidad como la cantidad de espermatozoides, se reducen con una mayor ingesta de alcohol, afectando directamente a la calidad del semen. Esto sucede a partir de un consumo aproximado de unas cinco copas a la semana. Por tanto, para evitar estos efectos adversos, es necesario reducir al máximo la ingesta de alcohol.

Cómo mejorar la calidad del semen: alternativas para hombres que consumen tabaco y alcohol

La calidad del semen se puede mejorar siempre y cuando se abandone el hábito de fumar y se reduzca el consumo de alcohol; también, si se incremente la ingesta de determinados alimentos:

1. Llevar una dieta rica en antioxidantes

En el caso de los hombres fumadores, para mejorar la calidad del semen y el material genético o ADN, los especialistas recomiendan llevar una dieta rica en antioxidantes. El consumo de estos, bien sea en frutas y verduras (naranjas, mangos, tomates, brócoli…), o mediante complementos alimenticios, mejoran la motilidad y concentración plasmática de los espermatozoides, por lo que ayuda a la fertilidad masculina.

2. Aumentar la ingesta de alimentos ricos en zinc

El zinc es un mineral esencial para la formación de esperma y folato (la forma natural del ácido fólico), que tiene un papel clave en la creación del material genético en el esperma. Incrementar la ingesta de alimentos ricos en zinc (almendras, hígado, queso, copos de avena…) contribuye a una mayor motilidad de los espermatozoides y, por tanto, a mejorar la calidad del semen.

Si quieres realizarte un estudio para conocer la calidad del semen, en nuestras clínicas IVI Dono estamos a tu disposición. Puedes solicitar una visita llamando al teléfono gratuito 900 854 100 o dejándonos tus datos en nuestro formulario; nos pondremos en contacto contigo. ¡Te esperamos!

Categorias

Síguenos

Último video